Diciembre 2015. Actualmente el servicio no está activo

Por motivos personales no podré dar servicios en los próximos meses. Lamento las molestias.

Sobre ellos

Los perros son animales carnívoros y domésticos, descendientes de los lobos en su versión más adaptada a la vida humana.

Son apreciados por nosotros como animal de compañía por tener la suficiente inteligencia para aprender y vincularse afectivamente con su dueño.

En su manera más natural, son animales que usan guaridas desde cachorros y viven en manadas, por lo que su adaptación en el hogar es buena. Pero no nos podemos olvidar de que se trata de animales curiosos, de buen oído y olfato, y sobre todo: los perros son sociables por naturaleza, necesitan de la compañía de otros perros y personas.

Esto hace que sea necesario para ellos salir, descubrir olores nuevos, y estar en contacto con personas y otros miembros de su especie… No hablan y son poco exigentes, pero si queremos un perro feliz, tenemos que tratarles como se merecen y con un poco de dedicación podemos hacer de estos canes compañeros ideales.

La compañía es muy importante para los perros, con las relaciones ellos aprenden, experimentan acerca del mundo y les mantiene equilibrados. Muchas veces, el tiempo que nosotros salimos a trabajar y les dejamos solos en casa, son horas estresantes para los perros, para algunos más que otros, donde su mundo se para esperando a que vuelva su dueño a casa y puedan “empezar su día”.

Los animales aman explorar el entorno, oler, oír, relacionarse…, al fin y al cabo ellos ‘viajan’ junto a otros miembros de su manada usando sus propias patas, esto hace que el grupo (de perros, personas) y el paseo sean algo fundamental para su vida.

Por ello, es fundamental que el perro no pase solo demasiadas horas al día, pueda estar rodeado de gente y otros perros que le ayuden a pasar el rato: divertirse, relacionarse, tener cariño, descanso y tranquilidad.

Muchos perros tienen verdaderos problemas para estar solos: ladran, rompen cosas, lloran, etc. con las consecuentes molestias para el vecindario, la familia y sobre todo, el sufrimiento para el animal. Además, mucha gente tiene jornadas laborales que implican estar fuera de casa más de 10 u 11 horas, tiempo durante el cual el perro tiene que quedarse en casa sin siquiera salir a hacer sus necesidades. ¿Imaginas lo que sería estar 11 horas sin poder ir al servicio y sin ver a nadie, cada día?.

Los servicios de guardería son muy útiles para ayudar a aquellas familias que pasan muchas horas trabajando y por desgracia tienen que dejar a sus mascotas solas en casa, para evitar que el perro sufra de forma innecesaria cuando puede estar en una casa acompañado por otros perros, bajo cuidado y supervisión.

No es necesario excitarle con largas y rápidas carreras con intención de saciar su nivel de energía para intentar que pase tranquilo nuestras horas de ausencia. Siempre viene bien hacer algo de ejercicio y correr como a ellos les encanta, pero también puedes probar la opción de dejar a tu perro en una guardería donde pueda disfrutar de su vida cuando tú no estás para cuidarle. Donde por supuesto pueda jugar y echar las carreras que necesite, pero donde también pueda salir de forma regular a hacer sus necesidades, alimentarse, y sobre todo, esté en buena compañía y se sienta querido.